20 abr. 2012

La estocada a la Escuela Pública y la respuesta que debemos dar.

Las medidas draconianas que se aprobaran mañana suponen el principio del fin de esa escuela pública cuyo ideal era la formación de las clases trabajadoras para conseguir la igualdad social que permitiera que los hijos de los trabajadores pudieran ascender socialmente y, al mismo tiempo, fuera posible salir de la espiral de pobreza existente en las clases obreras y campesinas.

La escuela pública no desaparecerá de un día para otro. Eso sería impensable. Lo que se va a hacer es ir desdibujando su función actual hasta convertirla en un gueto donde vayan solamente aquellos que no puedan permitirse otra vía. Masificada, con unas aulas con 40 alumnos o más, sin los recursos necesarios, precarias, hasta tal punto que prácticamente cambiará su función de enseñar por la de mantener a los niños en un sitio mientras sus padres ven sus jornadas laborales ampliadas gracias a la Reforma Laboral.

Aquellos padres que tengan la oportunidad de no tener que utilizar esa vía, verán como salida, quieran o no sus principios, llevar a sus hijos a la escuela privada o a la privada concertada para asegurar, al menos, la Educación de sus hijos.

No es de extrañar que las medidas aplicadas y decretadas mañana viernes hayan sido aplaudidas tanto por la CONCAPA (asociación de padres de colegios religiosos, cercana a la ultraderecha) y las empresas de colegios privados aplaudan las medidas del Gobierno. ¡Faltaría más!


A la subida de tasas universitarias planteada hoy, que puede suponer un aumento de las tasas a los alumnos de un 60%, junto al desplome de la partida de Becas al estudiante, se suman la masificación de aulas y el aumento de horas docentes. La primera medida supondrá meter a más de 40 alumnos en Bachiller, casi 40 en la Educación Secundaria y 30-32 en Primaria. Cualquiera que tenga el más mínimo conocimiento didáctico, sabrá que las clases van a ser casi imposibles de impartir y la atención a los alumnos con mayores dificultades, una quimera y una cosa que quedará en el olvido.  Los centros se convertirán en” cuidaderos” de alumnos más que centros de Enseñanza. Total, ¿desde cuándo hace falta que los pobres aprendan? Ya sabemos y vemos la mentalidad de la gentuza más reaccionaria, que estaban esperando el momento para sacar su verdadera cara.

A ello, habrá que sumar el aumento de horas lectivas, que pasa de 18 a un mínimo de 20. Un mínimo de 20 supone que pueden ser 21 o 23. Cada hora lectiva más, son 21.000 docentes que se van a la calle, según un estudio de los sindicatos. Todas las medidas supondrán de 90.000 a 100.000 despidos de profesores de la Escuela Pública.

En resumidas cuentas, los que se salven, vivirán en una escuela totalmente diferente a la habida desde mediados de los 70, pero con la sociedad y los problemas del año 2012.

Y quienes se irán a la calle serán todos los interinos docentes que suman 70.000 según datos del Ministerio de Educación y Cultura, lo que implica que hay 30.000 funcionarios con plaza fija que sobran. Lo que se haga con ellos es una incógnita, pero visto el caso griego, no sería descartable un despido o semidespido. 

Por ello, la respuesta debe dar paso a una respuesta acorde a la agresión sufrida. En aquellas comunidades como la valenciana que llevamos meses de movilizaciones, la respuesta solo puede ser una: la HUELGA. Y no una huelga de un día, que es el mejor regalo a las arcas públicas, sino una huelga indefinida que paralice el sistema educativo antes de que sea el colapso del decreto gubernamental el que produzca un colapso que no se detendrá con una negociación, sino que irá a más. 

Plantear cualquier otra respuesta es inviable, en primer lugar porque en junio habrá un 20% menos de posibles personas que se movilicen (todos los que nos vayamos a la calle) y en segundo lugar porque no queda tiempo material para plantear cualquier otra forma de movilización más escalonada. Wert no ha decidido esta fecha por casualidad. La incógnita es saber si, al igual que el para sus intereses, los docentes adoptaremos la decisión que más beneficie a los nuestros, que no son solo nuestros derechos laborales o nuestro puesto de trabajo, sino la defensa de la Escuela Pública, defensa que nos compete como docentes y como trabajadores pero en donde tenemos que aunar fuerzas con los padres no paniaguados (como la FAPA Gabriel Miro de Alicante o CONCAPA) o con los estudiantes, que serán, junto a nosotros, los más perjudicados.

Acabo la hora de las reflexiones y comienza la hora de luchar.

Reflexiones de un profesor cabreado.


En la vida, muchas veces nos habrá pasado, sentir rabia por ser el pepito grillo que adivinaba lo que iba a venir y no tener la suficiente capacidad para hacérselo ver a los demás. Eso es lo que siento y comparto con todos vosotros y vosotras desde estas líneas, mientras me tomo un amargo y agrio café como siempre cuando uso esta bitácora para reflejar mi pensamiento sobre la situación que me rodea.

Corría el mes de febrero y entonces, ante el Decreto de Recortes promulgado por la Generalitat, era de las pocas voces que demandaba acciones contundentes. La petición de una huelga indefinida o semiindefinida, no solo para parar el Decreto ya aprobado en enero, sino para parar la ola de recortes que vendría una vez pasadas las elecciones andaluzas.

En aquella carta, muy difundida en el sector docente y en aquellos que conocen que defender la educación es no solo defender a los trabajadores del sector, sino a sus hijos y la igualdad social. Muchos fueron quienes me felicitaron y quienes asumieron mis tesis como acertadas. No obstante, aún seguíamos siendo un sector minoritario. 

Ahora no hace falta valorar el escrito. El tiempo me ha acabado dando, muy a mi pesar, la razón sobre lo que yo sostenía. No solo en lo que concernía al mantenimiento de los recortes y a la debilidad de la movilización dentro del sector docente debido a la falta de contacto con la realidad o el aburguesamiento de muchos “profes”. Sino en lo concerniente a las posibles medidas de ajuste draconiano al estilo griego que iban a venir y que ya están aquí.

Con las medidas que se aprobarán mañana en el Consejo de Ministros, la ratio aumentará a 40 alumnos en Secundaria  y 30-33 en primaria. Además, las horas mínimas de clase docente (recordemos que no es lo mismo horas de clase que horas de trabajo lectivo) serán 20, sin especificar cuáles serán las máximas. Lo que deja la puerta abierta a muchas más de las que prevén los sindicatos docentes. 

Todas estas medidas tienen un resultado irrefutable: El despido inmediato de 90.000 a 100.000 personas en toda España dentro de la Enseñanza Pública. Pero, casualmente, los números no salen, dado que la cifra a día de hoy de docentes interinos (de 2011) era de 70.867. Ello solo puede significar que habrá 30.000 (que pueden ser más en tanto que cada comunidad puede adoptar medidas más duras) funcionarios docentes que se verán de alguna manera semidespedidos (cobrando sueldo base, es decir, cobrando una media de 781,23 a 878,12 euros al mes netos dependiendo de la CC.AA en la que se encuentren) o directamente despedidos en caso de que el Gobierno decida aprobar alguna ley que lo permita.

Ante este negro panorama, aún hay elementos dentro de la docencia que se muestran totalmente tranquilos y ajenos a la protesta, bien por ser directamente mamporreros oficiales del partido en el gobierno, bien por una mentalidad burguesa, creyéndose intocables, o directamente tontos útiles que existen hasta en las mejores casas.

En el caso de País Valenciano es también ampliamente criticable el papel de los sindicatos, quedando totalmente atrasados, debido a que su “culmen” movilizador es un Referéndum contra el Decreto de Enero. ¿Cómo? Como lo comentamos. Mientras el Gobierno pone la 5 marcha, los sindicatos aún están con el Decreto de enero que prácticamente es un juego de niñas en un patio de colegio ante el “Superdecreto Wert”.

Ante esto, la única arma debe ser una huelga prolongada en la enseñanza, movilizada, activa y combativa. Y para ello es necesario que los sindicatos se dejen ya de tonterías, de mamandurrias, de vaguedades y de peticiones de pacto. ¿Qué pacto? ¿Pero no sois conscientes aun que la hora del pacto ha muerto? ¿Aún pretendéis trabajar como si estuvierais en 2007? El único camino contra esos recortes es la lucha, prolongada en el tiempo, y el papel de los sindicatos, clave. Si los sindicatos juegan a ser unos apagafuegos de Consellería, lo único que van a conseguir es firmar su propia sentencia de muerte.  ¡Que estamos en 2012! ¡Que a quienes tenéis enfrente van a por todas sin titubeos ni medias tintas! Esto es ya una lucha sin cuartel, a muerte, por defender el último muro que queda por derribar después del tsunami capitalista que asola el Estado Español. 

Si los sindicatos actuales del sector de la Enseñanza (fundamentalmente UGT, CCOO e Intersindical) priorizan el llegar a acuerdos con los sindicatos corporativos frente a ponerse al frente de una movilización que implique huelgas, serán ellos mismos quienes se dispararán un tiro en el pie. Porque no pasará mucho tiempo para que, sindicatos más combativos, más acercados al clima social que se pudre a marchas forzadas, ocupen el lugar que dejan los oportunistas. Y quien escribe esto es un afiliado a Comisiones Obreras que reclama, abiertamente, a su sindicato, dejarse de medias tintas.

El único camino es una huelga que comience a mediados de mayo, que paralice, en concordancia con asociaciones de alumnos y aquellos padres que quieran sumarse, el sector. Porque ya no hablamos de sueldos, ¡no nos vengan con la milonga de la defensa de los sueldos! Lo que estamos defendiendo son 100.000 puestos de trabajo que, al perderse, hundirán a la Enseñanza Pública en un gueto para aquellos que no pueden costearse la Escuela Privada o Concertada. 

Los padres tendrán que entender que es también por su bien porque lo que sufrirán de llevarse a cabo estas medidas será más o menos a una huelga perpetua en la enseñanza pública. El fin de lo que hoy conocemos como Escuela Pública y, por ende, el fin de esa escuela nacida en los años 30 que tenía como objetivo la consecución de la igualdad social. 

Y a los profesores que aún no tengan motivos para movilizarse, tendrán irremediablemente que elegir en que bando están. Ya no valen las medias tintas, ni la ambigüedad ni la prudencia. Ya no sirve  eso porque toda muestra de flaqueza o todo componente que no suma, resta. Y suma a favor de nuestros enemigos, de esos que teniendo el poder nos quieren poner de patitas en la calle a 100.000 personas, 16.000 en la Comunidad Valenciana. 

Podemos ganar y podemos perder. Claro está. Podemos ver que no se cumplen ningunas de las reivindicaciones, podría ser. Pero lo que queda claro es que desmovilizados nadie va a venir a resolver el problema. Ni nos van a devolver graciosamente los derechos que nos han quitado. Eso solo lo pueden creer ilusos o personas que engañan a los demás o se engañan a si mismas.

Quizá el peor cáncer que pueda tener el sector docente para una posible movilización son todos aquellos aburguesados que han creído y se han creído intocables, que esto no van con ellos, que ellos acabarán jubilándose. Esos son los mismos que jamás creyeron que les bajarían el sueldo ni les pondrían a trabajar. Es la mentalidad del que cree que es lo que realmente no es. Un teórico intocable. Pero los hechos borran de un plumazo las ilusiones de los mediocres. A cualquiera le queda claro que los únicos intocables son los que mandan y los banqueros, mientras lo permitamos.  Y que un docente de la escuela pública no es sino un estorbo para ellos y sus planes.

La realidad es tozuda y dolorosa, pero solo existe una realidad.

11 abr. 2012

"Justicia al revés"

Con el término "Justicia al revés" se designaba a la trampa legal con la que los miembros del Ejército franquista fusilaban y juzgaban a todos aquellos que, cumpliendo con la legalidad, habían defendido a la República y al gobierno del Frente Popular elegido por las urnas. Los que habían incumplido la legalidad, los rebeldes fascistas, se permitían juzgar a quienes si habían cumplido con el deber de defender al estado legítimo. 

Estoy siguiendo muy de cerca el caso de Iñigo Cabacas, el joven asesinado de un pelotazo pòr la Ertzaintza el pasado jueves y me llega a sorprender, a diferencia de lo que muchos "expertos" vomitan en tertulias donde el olor a alcanfor y a rancio no dejan respirar, la templanza y aguante que tiene el pueblo vasco ante la desvergüenza y la falta de escrúpulos a la hora de tratar todo el caso. 

Formo parte de un grupo que está desde el día de la muerte reclamando justicia para el joven y siguiendo desde la red, aprovechando las vacaciones, todo lo que engloba el suceso del asesinato del joven. Es verdaderamente nauseabundo la forma en la que el Gobierno vasco está tratando el caso. Primeramente, escurriendo el bulto, dando largas a una investigación que en cualquier estado democrático sería llevada a cabo por medios o fuentes independientes. Pues no, aquí la investigación la va a realizar los mismos que dispararon un pelotazo al chaval. ¿Se imaginan ustedes por un momento que la investigación de la muerte de un vecino fuera llevada a cabo por el padre del que ha matado al vecino? Pues eso es exactamente lo que pasa aquí. 

Por si no fuera suficiente humillación para las personas cercanas y para la sociedad medianamente informada, los medios de comunicación, en lugar de informar de la noticia, se empeñan en silenciarla de una forma que raya la falta de ética. Estamos hablando de un muerto por una carga policial. Mientras en las manifestaciones de la Huelga General un contenedor ardiendo se convertía en noticia repetida machaconamente, aquí estamos ante el asesinato de un ser humano al que todos los testigos señalan que no hizo nada más que tener la desgracia de estar allí, en el bar de su familia. 

Testimonios de varias personas que se encontraban allí (Vía Facebook)



Tras haber pretendido dudar de los testigos, al final la verdad se abrió paso y la autopsia determinó que la muerte había sido de un pelotazo y no como inicialmente, cuando Ares y la Ertzaintza afirmaban que "no había que hacer hipotesis" o acusaban sin pruebas que podia haber sido un supuesto botellazo. 




Pero el colmo de la desvergüenza es que, a día de hoy, no hay ni rastro ni del Jefe del Operativo, ni del autor del pelotazo, ni de ninguno de los posibles responsables del asesinato del chaval. No solo eso. 


Pero ya el colmo de la insidia es, que recien enterrado el joven por sus familiares y amigos, los medios de comunicación y quienes mandan en Euskadí, pretendan lavar la imagen de quienes asesinaron (porque es un homicidio) al joven bilbaino. Con actuaciones tan burdas como DETENER A DOS PERSONAS QUE PARTICIPABAN EN LA TRIFULCA que motivo la carga policial. 


¿Acaso pretenden descargar la responsabilidad en quienes tuvieron una pelea cerca? Para que se hagan una idea de lo aberrante de la forma en que se trata de que la opinión pública perdone a los responsables -Entre ellos el responsable político, que es el Consejero de Interior, Rodolfo Ares, quien debería dimitir- es como si ante un asesinato de violencia de género, se detuviese al nuevo novio de la chica por provocar al ex novio que la mató. Realmente aberrante, carente de cualquier consideración ética, en la que los medios están actuando de una forma muy miserable. 

Si han sido capaces de detener a dos personas que discutían allí ¿Cómo es que no se ha localizado aún a los Ertzainas que dieron el pelotazo mortal?

En cualquier país democrático y con cultura democrática, algo así sería un auténtico escándalo nacional, porque además en la mayoría las pelotas de goma están prohibidas, no como en este. Pero parece ser que ya nada sorprende en este país donde la ley del embudo y el reirse del pueblo está a la orden del día. 

Es la reflexión que quería compartir con todos vosotr@s. Espero y deseo que la presión popular haga que algo tan injusto y tan indecente, con campaña de manipulación incluido, no quede impune. Desde aquí mi solidaridad con la familia y amigos del joven asesinado, que me consta deben estar pasándolo fatal. Y reclamar JUSTICIA, y no una opereta bufa como la que estamos observando. 

Solo falta que le echen la culpa a los ingleses por haber inventado el fútbol. 

PD: Aquí dejo dos videos informativos y la dirección de un grupo donde están hablando de temas como este. 





10 abr. 2012

IÑIGO CABACAS, el primer muerto de la brutalidad policial de 2012.

Tras las brutales cargas de febrero por parte de la Policía Nacional a los estudiantes que se manifestaban pacíficamente en Valencia contra los recortes (véanse estos dos informes http://jsmutxamel.blogspot.com.es/2012/02/recopilacion-de-datos-sobre-la-brutal.html 
 y http://jsmutxamel.blogspot.com.es/2012/02/informe-sobre-la-represion-policial-en.html) y tras la feroz represión durante la jornada de huelga general y días posteriores (véase http://jsmutxamel.blogspot.com.es/2012/04/informe-violencia-hipocresia-y.html ) empezaba a quedar descontado que tarde o temprano, la brutal represión policial y la mano ancha que tienen los que la aplican, que al parecer están por encima del bien y del mal, tenía que derivar en una tragedia. 

En Euskadi (debo decir que desconozco los antecedentes por una mezcla de desinformación e ignorancia) la represión ha sido siempre más fuerte por la fuerza que en aquellas tierras tenía y sigue teniendo la izquierda contestataria. Al menos esos son los datos que he podido conocer en estos meses de progresiva "izquierdización" (mis posiciones en el pasado tuvieron su peso en el desconocimiento de ellas). 

Dejando de lado introducciones que tampoco creo que puedan ayudar a entender el sinsentido, en el día de hoy hemos conocido la muerte del joven Iñigo Cabacas tras haber sido alcanzado por un pelotazo en una carga policial el pasado jueves durante la celebración del partido de fútbol entre el Bilbao y  el Schalke.  Carga que le ha matado, a consecuencia de un disparo de pelota de goma. 

El relato de los hechos, según medios de comunicación de Euskadi, es el siguiente.

Según relataron varias fuentes la versión de sus amigos coincide con el relato de varios testigos, que fuentes anónimas han hecho llegar a GARA. Alrededor de las 23.30 del jueves, en la calle María Díaz de Haro, en las inmediaciones de la herriko taberna de Indautxu, se produjo una pelea entre dos personas, un altercado no tumultuoso y bastante habitual en jornadas festivas marcadas por la ingesta de grandes dosis de alcohol.
Los inicidentes más graves se produjeron precisamente cuando dotaciones de la Ertzaintza hicieron su aparición en el lugar. Los testigos afirman que se trataba de un gran despliegue de efectivos que comenzaron a disparar pelotas de goma contra la multitud nada más descender de los furgones.

«El joven herido estaba apoyado en una ventana del bar, que hacía las veces de barra, y fue alcanzado en la cabeza por una pelota sin tan siquiera haberse percatado de la llegada de los agentes», señalan testigos anónimos en una versión directa que hicieron llegar a varios medios de comunicación el domingo, entre ellos el diario GARA. Las mismas fuentes precisan que el lanzamiento de botellas a las dotaciones policiales fue en respuesta a la carga policial, no antes de la misma. De hecho detallan que el lanzamiento de objetos y la quema de un contenedor se produjeron «al menos 15 minutos después de la carga policial».

Los testigos sostienen, asimismo, que el furgón policial no pasaba por el lugar, «sino que estaba aparcado en la entrada de la plaza». Detallan que «no hubo aviso por parte de la Policía, la cual entró en una plaza atestada de gente disparando pelotas, no al aire precisamente, de forma indiscriminada». «Fue tras esto cuando algunos jóvenes comenzaron a lanzar botellas a los furgones y a la Policía».

No obstante, la Consejería de Interior del Gobierno de Euskadi señala varios datos como "caidas", provocaciones o cambia la versión de los hechos. Tampoco es algo que sorprenda, ya sabemos que en las cargas la gente se cae contra el bordillo (como en febrero en Valencia, a pesar de haber videos) o se pegan solos, como en la Huelga. Nada que no nos resulte familiar. 

Lo indignante es que hablamos de una VIDA HUMANA, de una persona que ha sido ASESINADA por una CARGA POLICIAL. Hace días algunos alzaban el grito en el cielo por un contenedor quemado. ¿Vale la vida de un ser humano menos que la de un contenedor de basura? ¿Acaso vale tan poco que mientras los responsables de su muerte no estan en prisión preventiva si lo estan huelguistas detenidos en Barcelona el día 29? 

Es verdaderamente repugnante ver el silencio sobre este tema en medios de comunicación cuando debería ser un titular como la copa de un pino, y más tratandose de la vida de un  ser humano. 

¿Quien nos asegura, tras haber dos personas con ceguera por carga policial; un muerto en Bilbao; y tras saber que España ha sido sancionada por la UE por el uso de pelotas de goma y que a la Ertzaintza se le avisó del peligro que suponía(ENLACE A NOTICIA), que el próximo lesionado en una concentración o manifestación no será usted, o cualquiera de los lectores, un estudiante, un miembro de un piquete o una joven manifestante?

¿Debemos esperar a que haya otra victima de la brutalidad policial para que se ponga coto a estos abusos?

¿Que necesitamos para decir BASTA YA DE REPRESION POLICIAL? ¿Qué el pueblo se harte y haga Justicia contra estos indeseables sádicos amantes de ver a sus víctimas en el suelo?

En el Gobierno Vasco debería haber dimisiones y cabezas cortadas de los responsables políticos sin tardar. Y a los mandos y policias responsables de esta actuación la aplicación estricta del mismo Código Penal que tanto dicen defender. ¡Nada de comisiones de investigación dentro de la misma Ertzainza, puesto que como dice el dicho "Perro no come perro". 

Y, por último, desde este blog, mostrar nuestras condolencias a los familiares y amigos del joven asesinado a consecuencia de la brutalidad policial. Deseamos y esperamos, y somos muchos, que este asunto no se olvide, que no quede sin castigo. Porque, además de por principios éticos, y por justicia, para que no tengamos que llorar en breve la muerte de otro inocente debido a la brutalidad policial. 

SOLIDARIDAD CON FAMILIARES Y AMIGOS DE IÑIGO CABACAS. 
Descanse en Paz

4 abr. 2012

INFORME: Violencia, hipocresía y vergüenza. El debate sobre la violencia en la Huelga General.

Como dice el título de mi blog, estoy con un café y reflexionando. Pero no un poco, sino bastante. Y mi intención es que este escrito llegue al mayor número de personas posibles, porque me siento al escribirlo pequeño, minoritario. Una voz en un desierto. Alguien que quiere nadar contracorriente contra lo "oficial". Esa es la intención de mi escrito. Te pido por ello, amigo/a, que me permitas robarte unos escasos minutos de tu tiempo.

Llevamos unos meses, desde que este Gobierno tomó posesión, asistiendo a un recrudecimiento de la represión policial a todo tipo de protestas. Sean estas del tipo que sean. La sensación que se comienza a palpar en la calle -también antes sucedía, pero ahora se ha recrudecido- es la de una "carta blanca" de los cuerpos policiales para usar todo aquello que sea necesario para el mantenimiento del orden público. Sin ir más lejos, la huelga general no fue abordada por este Gobierno como un asunto de protesta, sino como un problema de orden público.

Los medios de comunicación han explotado al máximo los incidentes ocurridos en la tarde de la huelga general en Barcelona, justificando con ello las cargas policiales y la violencia de la policía. El problema es que el debate es una ESTAFA. Una estafa y una vergüenza en la que mucha gente ha caido sin darse apenas cuenta, por muchas razones. Con la excusa incluso de la violencia urbana del 29 por la tarde, se ha encarcelado a tres personas que son inocentes y que nada tienen que ver con los sucesos de Barcelona.

Y usted, querido lector, salvo excepciones honrosas, habrá caído casi sin inmutarse, simplemente movido por un debate amañado. Tan amañado y tan execrable en su argumentación que por ello he decidido escribir estas lineas para hacer unas cuantas reflexiones.

La primera consideración es diferenciar el concepto de violencia. Analizarlo, juzgarlo, contrastarlo.... No podemos caer en el juego de condenar y abjurar de la violencia sin analizarla antes, porque la violencia es y se manifiesta de mil maneras y formas. Quizá suene fuerte lo que indico, pero violencia puede ser verbal, física, etc. No por ello deja de ser violencia. Asimismo, no es comparable la violencia sobre las personas que la violencia sobre cosas. No deben ni pueden ser comparables.

Sin más dilación, paso a analizar puntos a tener en cuenta respecto a lo ocurrido desde el 29M.

1.- La violencia contra las personas surgió de la represión policial y de las coacciones patronales.

La violencia previa al día de la huelga fue constante en numerosas empresas del país. Hasta tal punto que hubo una página web a nivel nacional denunciando todas esas coacciones, que se cuentan por decenas de miles. Es decir, centenares de miles de personas, que han sufrido coacciones intolerables que ninguna autoridad persigue, dado que son totalmente impunes. La página es http://29msinmiedo.tumblr.com/ y pueden comprobarlo ustedes mismos.

Como una madre llorando en la Cadena SER porque a su hijo le han despedido por haber secundado la huelga general. Minuto 38.32.


Ya en la noche de la huelga, hubo violencia constante de la Policía contra los piquetes informativos, que recordemos, SON LEGALES, por mucho que desde determinados medios de ultraderecha como Libertad Digital o Intereconomía se quiera hacer ver lo contrario. Medios que, con sus soflamas, insultos, acusaciones también desarrollan una violencia constante que caldea los ánimos.

Esa violencia brotó en Torrelavega, Cantabria, donde un empresario acuchilló a la miembro de un piquete informativo. Violencia que se informó "muy de pasada en los medios oficiales". Como decía aquel, que "la verdad no te estropee un buen titular"

2.- La mañana estuvo plagada de incidentes aislados con violencia por parte de las Fuezas de Seguridad. 

Violencia que no fue para nada suave. Los episodios de violencia se sucedían a lo largo del Estado. En ocasiones por motivos tan simples como "cruzar la calzada" o "llamar guapo a un Policía tras ser insultado por este". Cientos de heridos que no salían ni en los partes oficiales ni en los boletines. Heridos de cierta consideración.

Por ejemplo, el joven Xuban Nafarrete, apalizado en el piquete del Corte Inglés de Vitoria, que ingresó en la UCI con pronóstico reservado, con huesos rotos, traumatismo craneoencefálico. Vamos, una violencia que no se difundió en ninguno de los medios oficiales.


La Ertzaina se excusó en que el joven cayó y se dió contra un bordillo (lo mismo le pasaba a las estudiantes en Valencia) pero la versión de las personas que estaban con él es radicalmente distinta.



O de madrugada cuando la Policía Local golpeo a los miembros de un piquete ya disuelto, acabando el sindicalista con heridas.


Varios policias han sido imputados por una denuncia de un periodista que cubría la huelga para el sindicato gallego CIG. En este artículo de El País explica toda la tortura que tuvo que sufrir sin ningún motivo real, salvo las ganas de exceso policial y la impunidad más absoluta de la UIP.


O la carga contra manifestantes en Albacete donde, curiosamente, ese día se votaba un plan de Ajuste que envia al paro a varios trabajadores. ¿Esto es violencia?



También la carga por parte de los "Nacionales" en Madrid contra un miembro del piquete por el simple hecho de pisar la calzada.


Y esto son solamente algunos ejemplos. Algunos ejemplos dantescos de agresiones indiscriminadas contra PERSONAS, una de las cuales fue ingresada en la UCI debatiéndose entre la vida y la muerte. Datos que, por supuesto, no han ocupado portadas ni titulares. Datos que han sido silenciados todo lo posible.

3.- En Barcelona, la mañana transcurre con fuertes enfrentamientos entre manifestantes y Mossos d'Esquadra.

Desde primera hora de la mañana, en Barcelona, mucho antes de que se desatase la rabia popular, las cargas y palizas de los Mossos d'Esquadra (que recordemos que tienen varias denuncias por abusos policiales, varias llamadas de atención de organismos de Derechos Humanos Internacionales, varios mossos encarcelados con sentencia firme por torturas contra la población civil) fueron una constante en la ciudad catalana.

Mucho antes de desatarse la rabia contenida de los jóvenes por la tarde, la gente ya había sufrido en sus carnes la violencia desmedida de la brutalidad policial. Desde primera hora en Barcelona se usaron pelotas de goma disparadas contra manifestantes pacíficos o miembros de los piquetes.

La cantidad de información es numerosísima, con lo cual os animo a que seleccionéis aquella que más os interese, pero se trata de dar datos. No solo es una opinión mia, son datos. Datos que NO HAN SALIDO EN LOS MEDIOS DE MASAS.

Comenzamos con un vídeo donde se muestra con toda claridad como se golpea y se disparan balas de goma a la gente con total ausencia de las precauciones que los mismos códigos y normas internas policiales exigen.



Carga de los Mossos d'Esquadra contra estudiantes realizando una sentada.





Cargas en las que hay cientos de heridos que no salen en las estadisticas oficiales. Si alguien tiene memoria de lo sucedido en Valencia con los estudiantes en febrero, recordará que la Policia fue acusada de robar partes médicos durante una llamada de un doctor a la Cadena SER. Si por el contrario alguien ha olvidado (en este país somos dados a ello) aquí tiene para refrescar la memoria. http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article34144

Y así, a las 14h  de la tarde tenemos un balance bastante "pacífico" por parte de los Mossos de Esquadra. Tenemos a una persona que puede perder el ojo gracias a un pelotazo lanzado de forma directa contra la cara de un joven integrante de un piquete. Otro, al mismo tiempo, se ha quedado ciego.


Y aquí podemos escuchar a un joven que lleva 5 días en el Hospital por el impacto de una bala de goma directa sobre su cuerpo. Dos costillas rotas y su paso por la UCI es el regalo que los Mossos d'Esquadra le dieron por defender sus derechos.



Detenciones masivas que se dan durante toda la mañana y por la tarde en Barcelona. Simplemente por cosas tan peregrinas como pueda ser llevar capuchas o enseñar el DNI.

Por si todo esto fuera poco y no hubieran tenido bastante, por primera vez desde la Transición la Policía usó gases lacrimógenos contra manifestantes pacíficos y piquetes informativos.





4.- ¿Violencia condenable o respuesta ante una violencia brutal?

Hemos llegado quizá al punto más interesante de mi exposición. Porque, además de exponer los datos que he ido detallando, la intención es llegar aquí. Al sitio que SI SE HA MOSTRADO en los medios. Pero claro, sin los datos anteriores, sin análisis, sin nada.

Este punto es cuando los manifestantes o una parte de los manifestantes comenzaron a usar los mismos medios que los que habían estado usando contra ellos durante toda la mañana y la noche, aunque con notables diferencias.

Y es este punto en el que son los manifestantes quienes comienzan a ejercer la violencia contra cosas. Comienzan a romper escaparates de bancos, quemar algún contenedor y enfrentarse con la misma Policía que les había estado apaleando durante todas las horas pretéritas. Y es este punto en el que quizá el lector se quede sorprendido ante la afirmación que voy a hacer.  Y es que, con los datos consultados, COMPRENDO LAS MUESTRAS DE RABIA E INDIGNACIÓN MOSTRADAS POR ESOS MANIFESTANTES DESAFIANTES. No solo las comprendo, sino que las entiendo perfectamente.

Quizá mi afirmación suene chocante. Lo sé. No es mi intención ir a favor de la corriente, sino más bien al contrario dar argumentos, de peso para corroborar lo que estoy señalando.

Llevamos ya cuatro años sufriendo una crisis que en modo alguno hemos generado ni los trabajadores ni los parados ni los estudiantes. Una crisis nacida de los errores y las trampas de la banca. Sin embargo es una crisis que estamos pagando quienes menos culpa tenemos. ¿Eso no es violencia? ¿No es violencia ver como mientras los bancos desahucian a miles de familias de sus viviendas, se salva con nuestro duinero a esos mismos bancos?

Durante muchos meses las manifestaciones han sido pacíficas y lo único que la gente ha comprendido es que, a pesar de ello, los que tienen el poder han ignorado a la gente. Y de paso que se ignoraba, se reprimía con una brutalidad cada vez mayor todo signo de protesta. En 2010 en el Cabañal, en 2011 en las manifestaciones del 15M, en la Marcha Laica. En 2012, hace apenas un mes, en las manifestaciones de estudiantes en Valencia, donde el mundo entero pudo asistir asombrado ante la brutalidad policial de la Policía Española, con serios toques de atención -que ya se habían dado en el pasado- por parte de organizaciones de derechos Humanos como Save the Children, Human Rights Watch, Amnistía Internacional, etc.

A pesar de todo ello, de los cientos y hasta miles de heridos en todas esas manifestaciones pacíficas, de las flagrantes condiciones de abuso de poder policial, siempre han concluido todas las denuncias en su ARCHIVO y en dar la razón a los Policías, fueran cuales fuesen los abusos cometidos.

Y ante eso, ante el clima de violencia contra las personas constante. Ante la violencia sistemática, ha habido un grupo de personas que ha dicho ¡Basta!. ¡No aguantamos más! ¡Hoy no seremos nosotros quienes pongamos la otra mejilla! Y con esa filosofía, con esas premisas y después de haber recibido palos, pelotazos de goma y haber sido gaseados, deciden emprenderla a golpes NO CONTRA PERSONAS, sino contra los mismos bancos y las mismas multinacionales que nos han arruinado a muchos. Haciendo frente a esa policía que les habia apalizado unas horas antes.

¿Ejercieron la violencia los manifestantes? Puede. Pero no fue gratuita. Fue consecuencia de un hartazgo, de una constante represión en los meses anteriores. Fue el ejercicio puro y duro de la autodefensa, e incluso del sentido común. Muchos de esos manifestantes pensaron "Si me van a detener, me van a abrir la cabeza y voy a acabar en el hospital por defender mis derechos, al menos que sea así por haber respondido".

No la emprendieron con todo lo que habia a su paso. Los contenedores los usaron de barricadas para frenar los pelotazos de los Mossos d'Esquadra, quienes por la mañana se habían aburrido disparando contra toda persona que tuviera pinta de manifestante, ahora tenían la orden de ir "a saco".

Los blancos fundamentales eran bancos y multinacionales. Saben claramente quien es el enemigo. A mi sinceramente que apedreen el Banco Santander y Botín se tenga que gastar 100.000 euros en arreglarlo no me da ninguna pena. Me da más pena ver como ese mismo banco recibe miles de millones de mis impuestos y sin embargo manda a una familia de 4 hijos a la calle. ¿Eso no es violencia? Eso es más violencia aún, porque los cristales no sienten si se agrietan. No lloran. No sufren. Pero un hombre o unos niños que se ven viviendo en la calle si. Y eso lo estamos olvidando.

Como estamos olvidando que si, que la violencia no es la forma de resolver los problemas. Pero si no es la forma de resolver los problemas ¿por qué en menos de dos meses ha habido 118 manifestantes heridos en diversas cargas policiales habidas en el Estado Español? ¿Ellos si y nosotros no?¿Cual es el momento en el que la violencia es legítima? ¿Cuando quien ha perdido un ojo lo exponga y salga en la televisión?¿Habrá que esperar a que en vez de que un manifestante sea ingresado en la UCI y mejore, resulta que fallece por violencia policial? ¿Un muerto?¿Dos?¿Mil muertos? ¿Cuál es el límite en el que se dice "Hasta aquí hemos llegado?

Y  conste que no toda la violencia supuestamente atribuida a los manifestantes fue de verdaderos manifestantes. También contamos como en otras ocasiones con "manifestantes de pego", policías de "secreta" que hacen de las suyas.





E incluso también a manifestantes de verdad que, en determinado momento, discrepan (a pesar de haberse llevado palos) del uso de determinada violencia y retiran ellos mismos contenedores que estaban ardiendo.



Con todos estos datos, quizá, tenga cada cual la idea que tenga sobre lo ocurrido, ya puede emitir un juicio. Porque es posible que el mío sea particular. No soy partidario de usar la violencia salvo en casos excepcionales. Pero evidentemente hay momentos en los que hacerlo es más una cuestión de necesidad o de intento de responder a una injusticia flagrante.

Sea como fuere, seria conveniente diferenciar violencia sobre una persona con daños a un objeto. Porque asombra escuchar "violencia contra las cosas" ¿Cómo se violentan las cosas? Las cosas se dañan o se rompen, pero no se les violenta, dado que no tienen carácter animal o humano. Son seres inanimados. Grave irresponsabilidad la de aquellos que asemejan en igual grado cosas y personas.

Conviene también recordar que siempre son mejores métodos pacíficos a violentos. Pero no debemos dejarnos tampoco "acomplejar" al hablar de este tema. Violenta fue la Revolución Francesa, la Rusa, las luchas obreras de los siglos XIX y XX, violenta fue incluso la tan alabada transición (murieron muchas personas en cargas policiales y atentados), violentas fueron muchas de las protestas que consiguieron derechos de los que ahora disfrutamos.

Violencia es también estafar a un país, violencia es imponer medidas draconianas. Violencia es cobrar un salario de miseria, verse obligado con lágrimas en los ojos a dejar un país que no tiene futuro para la juventud. Violencia es aguntar Interecomía y los vómitos que lanzan cada día. Violencia son 600.000 desahucios, 5.000.000 de parados. Violencia es ver a gente pasar hambre mientras se rescata a los mismos bancos que nos han metido en esto.

Seamos serios y ante todo, sinceros. ¿Quién es el primero que pone la mano en el fuego? ¿Acaso no nos exaltamos cuando sabemos que Starbucks destroza y condena al hambre a comunidades enteras del cuerno de Africa?¿Y cuando sabemos que los empleados de Starbucks fueron amenazados con despidos si secundaban la huelga general? Quizá me indigne, aunque posiblemente no sería capaz de apedrear un Starbucks o un Banco Santander (seguramente porque aún tengo algo que perder). Lo que si tengo claro es que no seré yo quien criminalice a quien lo hace y a quien previamente le han apalizado en una manifestación.

Gracias a estos sucesos, continúa la viuolencia. Pero solo de un lado. Del estado.

Se ha encarcelado a tres estudiantes miembros de los piquetes que fueron detenidos por la mañana, usándolos como cabeza de turco, no solo para que la Generalidad tenga a alguien a quien señalar, ya que no lo pueden hacer con otros. Y de paso, asustar a todo aquel que ose protestar en la calle ante una injusticia, por muy pacíficos que sean sus métodos.


Por cierto, dichos estudiantes fueron detenidos por la mañana, con lo que no tienen ninguna relación con los sucedos producidos por la tarde en la ciudad de Barcelona.

En una manifestación en apoyo a estos jóvenes, se detuvo a un anciano de 60 años que tiene minusvalía severa, al que los Mossos golpearon y metieron en la furgoneta a pesar de las súplicas del anciano. La silla de ruedas fue dejada en la calle sin la más mínima compasión.

Su esposa, también impedida, podía haber sufrido una enfermedad de no haber sido por la solidaridad de unos manifestantes allí congregados. 



Y a una integrante de un piquete que acudía a una Comisaría a denunciar una agresión policial la detienen de forma arbitraria.


Al parecer todo esto es justo y no es violento en absoluto. Pero si 200 personas queman cuatro contenedores y dos escaparates, el Gobierno plantea catalogar los actos vandálicos como TERRORISMO. Piensatelo dos veces antes de ir a una manifestación, no sea que acabes en la cárcel...

Y mientras, los amigos del joven ingresado aún en la UCI. se manifiestan y son apaleados.

Para concluir te pido crítica, razonamiento, que pienses como pienses tengas los datos y valores en consecuencia. El motivo de este escrito era la indignación al ver como gente comprometida y luchadora acababa aceptando la versión oficial de algo que es solo un 5% de lo sucedido. Pero si espero algo de la lectura de este informe es, sobre todo, hacer que te plantees que es la VIOLENCIA, que violencia existe, no solo la que se criminaliza, sino la que es aceptada como buena o "mal menor".

Gracias por tu atención. Si te ha gustado la reflexión, aunque pueda ser polémica, comparte y haz que llegue a más gente.